MARTES XXVIII SEMANA DEL TIEMPO ORDINARIO

GÁLATAS:

“Cristo Noa ha liberado para vivir en libertad…por tanto no os sometáis de nuevo al yugo de la esclavitud” Se trata de poner nuestra confianza, no en la observancia de las leyes, sino en al fe en Cristo y en la esperanza de su Espíritu.

Vivir con libertad interior, con libertad de hijos, es dejarse mover por el Espíritu del Señor. Lo único que cuenta es una fe activa en la práctica del amor. Por lo que se ve que la libertad no es hacer uno lo que le viene en gana, sino es fe activa en la práctica del amor.

SALMO:

“Señor, que me alcance tu favor”

El salmo nos muestra que la actitud fundamental de la vida de aquel que quiere seguir al Señor es la de buscar ante todo y sobre la voluntad del Señor; pero no por mero cumplimiento sino con verdadero amor al Señor, y a los mandamientos que el nos pone.

LUCAS:

– Peligro de poner todo el empeño sólo en lo exterior, de cuidar las apariencias de sentirse demasiado satisfechos de su propia santidad. Ojo que somos como los fariseos que cuidan lo exterior y descuidan los interior.
– Jesús nos invita a dar limosna de los de dentro, darnos a nosotros mismos, nuestro tiempo, nuestra vida, y esto no de mala gana, y con malas formas, sino con el corazón, con alegría, con gratuidad…., como el Señor nos ama, hacer nosotros lo mismo, no dar nuestras cosas, sino darnos a nosotros mismos.
– Hoy podemos hacernos una pregunta muy clara, ¿qué es lo que nos preocupa, el ser o el parecer? Lo externo, o lo interno, debemos vivir en la fe y en el amor de Cristo, que nos lleve a ser más según su Corazón, y no sólo a una apariencia vacía.

María, MAdre llévanos a ser totalmente de Cristo, y a vivir totalmente para Él. Amén.

Un pobre sacerdote +++

MARTES XXVIII SEMANA DEL TIEMPO ORDINARIO